»Inicio

 

SALUD MENTAL DE LA GESTANTE

El embarazo y el puerperio son vitales y decisivas para el establecimiento y desarrollo del nuevo ser, así como para la estructuración del vinculo entre la madre y el hijo y, más en general, entre la nueva persona y sus progenitores, lo que será decisivo para su desarrollo psicofísico.

Durante el embarazo se debe:

  • Promocionar un trato humanizado en la atención de la embarazada.

  • Facilitar la presencia del padre y/o familiares en las consultas.

  • Inicio temprano en el programa de psicoprofilaxis obstétrica.

  • Siempre que sea posible: intervención del equipo multidisciplinario en los servicios de obstetricia; de esta manera la madre conoce todas las áreas que involucran su embarazo.

  • Brindar un servicio de consejería y acompañamiento prenatal.

  • Promoción del contacto físico de la madre con el hijo en las primeras 3 horas de vida del niño (dentro del contexto de la atención prenatal).